OJO POLÍTICO

0
239
Por: Ramon frias
Tu donación es importante para seguir trabajando, Gracias!![wpedon id=16551]

Por: Ramón Frías Frías

•  Vibra Jalisco

.- Por ahí en Chapultepec, la más remendada avenida de Guadalajara, gritaron a los marchistas del domingo, vendidos y padillistas, con el agregado de borregos por aquello del acarreo, pero también con una bien nutrida batalla de altavoces portátiles, donde además de la unidad nacional, se agregó el ingrediente de protesta en contra del gasolinazo y la renuncia de Peña Nieto y hasta alguno de los detractores del partidillo, pidiendo la renuncia de Enrique Alfaro.

Viva México, fuera Peña, que renuncie Alfaro, disminución de diputados plurinominales y fuera políticos de las manifestaciones, fueron consignas de un recorrido desde la Minerva, donde se originan todas las concentraciones, para fortuna de quienes vivimos al otro lado de la Calzada Independencia, pero con la voz de coincidencia al entonar el Himno Nacional Mexicano.

En tanto al otro lado del Río Bravo, los tuiters de Trump daban respuesta a las protestas en varios países, con la amenaza de un nuevo decreto ejecutivo, para restringir las visas H1-B, destinadas a trabajadores especializados.

Para los más optimistas se logró la unidad, aunque sea para protestar en contra del Presidente, pero no Peña Nieto, sino el de Estados Unidos un estúpido loco como muchos gobernantes, pero este con características de extroversión.

La tan cacareada unidad no se logró, cuando menos en la capital del país, donde no se pusieron de acuerdo acerca del lugar de arranque de la marcha y previo a marchar hubo cruce de mentadas y discordancias.

En lugar de ir codo a codo, estuvieron a punto de darse codazos, piquete de ojos y cachetada guajolotera, todo propiciado por la intervención de políticos, los cuales como siempre, tratan de llevar agua a su molino. Los del partidillo reclamaron la patente ciudadana, en tanto que los de la siniestra, rechazaron desfilar porque sintieron que se trataba de apoyo al Presidente de México, aunque la protesta fuera contra las políticas de otro presidente.

Horizontales en su ideología pero con intereses en algo, dejaron la pasividad y hasta gritos de viva Cristo Rey y échenme a otro wey, reinaron en la marcha doble, coincidente en el Ángel de la Independencia, donde también hubo como en la Plaza de Armas de Guadalajara, coincidencia a la hora de entonar el Himno Nacional.

Como si fuese la alianza conformada por perredistas y panistas, se juntó el agua con el aceite en diversas ciudades del país, por una parte el repudio a Trump y por otra quienes aprovecharon que había muchos, para gritar él fuera Peña y vivos los queremos.

Los desquehacerados de siempre, fueron criticados por los otros dirigentes de las organizaciones no gubernamentables como Causa Común, Alto al Secuestro, a cuya dirigente le mostraron la tarjeta roja y la señora Wallace, salió despedida y abucheada en una actitud intolerante, por quienes hicieron la protesta en contra de la intolerancia del mandatario gringo, una especia de Chucky adulto.

Esta vez el espacio para la protesta y sin torta y refresco de por medio, lo dejaron libre los de Antorcha Campesina y los 400 Pueblos del Veracruz de Duarte, precisamente porque no hubo torta y refresco para acarrear de diversas localidades.

La apreciación de unidad nacional no pudo lograrse, porque también hubo muchos que consideraron que la marcha había sido planeada por el supremo gobierno, debido a que en algún comentario, Peña Nieto había mencionado la posibilidad de tomar la calle para mostrar el repudio que está más que mostrado en contra de Trump.

De la ordenada marcha realizada en Guadalajara, puede decirse que fue un éxito, como lo había sido la lograda por el gasolinazo, dado que en la capital contabilizaron unas 18 mil personas y en Guadalajara lograron reunirse más de 15 mil. Con las debidas proporciones, los jaliscienses somos más participativos y más ordenados que los de a CDMX de Mancera, pero sin adjudicar la Guadalajara a Enrique Alfaro, quien se fue a Chicago a reunirse con los paisanos para ofrecerles apoyo y criticar a las administraciones priístas.

En proporción también debe decirse, que fueron más los participantes en las críticas a las marchas que los participantes, lo cual nos hace ver que al mendigo Chucky adulto le hicieron lo que el viento a Juárez o el cañonazo de Napoleón al Vaticano y la excomunión en perjuicio del emperador francés.

Los gobiernos mexicanos han sido históricamente, expertos en distraer la atención de los asuntos importantes con el consabido pan y circo, porque la protesta jamás se dio en el gobierno de Obama, aquel negrito simpático que fue presidente norteamericano.

En el comparativo de cifras el resultado arroja que fueron 13 mil mexicanos repatriados durante el mes de enero en la época ya de Trump, pero que resulta la cifra más baja de deportados en una década, lo cual confirma que Trump es más hocicón que los anteriores, quienes preferían actuar mientras mantenían la atención en el área diplomática.

La Coordinadora Nacional de la Estrategia Somos Mexicanos, del Instituto Nacional de Migración (INM), informa que la repatriación de nuestros paisanos tiene desde el año pasado, tres vuelos a la semana (lunes, martes y jueves), con 135 pasajeros al día, en promedio, y que el primer mes del año regresaron a 13 mil mexicanos.

De acuerdo con el Boletín Estadístico Mensual, en enero de 2016 fueron repatriados a México 14 mil 212 personas; es decir, más de mil personas en comparación con el mismo mes de 2017, de acuerdo con el INM.

“Esta cifra se ha ido reduciendo desde hace una década: en 2015 hubo 15 mil 742 deportados; en 2014, 20 mil 475; en 2013, 25 mil 949; en 2012, 28 mil 740; en 2011, 30 mil 846; en 2010, 35 mil 854; en 2009, 45 mil 419; en 2008, 35 mil 247, y en 2007, 40 mil 457.

Es decir, cada año el número de repatriados reduce, siendo el primer mes de la administración de Donald Trump, el que cuenta con el menor número de repatriados.

De hecho, en comparación con el primer mes de gobierno de Barack Obama, la diferencia de las deportaciones con la administración de Donald Trump es de 32 mil 419 personas repatriadas.
Desde 2014 surgió la estrategia Somos Mexicanos, con la intención de lograr una coordinación institucional para la recepción de las personas deportadas de Estados Unidos, además de organizar los eventos de repatriación.

“Lo que nosotros regularizamos durante los primeros dos años fue el cruce de repatriados que nos entregaba Estados Unidos, ya que anteriormente existían unos acuerdos locales de repatriación donde había 25 puntos, entonces se negociaron para que se redujeran a sólo 11 puntos con horarios establecidos, porque tampoco había horarios”, explica García Acoltzi.

Nos leemos mañana.

Comentarios de Facebook
Tu donación es importante para seguir trabajando, Gracias!![wpedon id=16551]

No hay comentarios

Dejar respuesta